Press "Enter" to skip to content

Juan Pedro Pulido logra una comisión de servicio como policía en Badajoz

Juan Pedro Pulido, el valiente alburquerqueño que desató una ola de solidaridad al reivindicar sus derechos laborales y el de sus compañeros arriesgando su integridad física con una huelga de hambre, ha conseguido una comisión de servicio como policía en Badajoz, por lo que Alburquerque se quedará a primeros de años sin un solo agente, dado que Ángel Morales, un profesional como la copa de un pino, se jubila próximamente.

Juan Pedro decidió ponerse en huelga de hambre en enero de este año y aguantó bajo un frío intenso acompañado por compañeros del cuerpo que se vieron obligados a marcharse del pueblo por el acoso del gobierno local, trabajadores municipales, muchos vecinos y por un sindicalista de vocación, Juan Antonio García, de USO, quien no necesitó que estuvieran presentes las cámaras de las televisiones para acompañar al joven policía en los momentos más difíciles de su vida.

En aquella fecha el ayuntamiento debía “solo” tres meses a los funcionarios y cuatro al resto del personal, situación que se ha agravado de manera que a la mayoría de trabajadores ya se les adeuda casi un año.

Pese a llevar varios días sin probar bocado, Juan Pedro llevó su reivindicación a las puertas de la Diputación, en Badajoz, y a las de la Asamblea de Extremadura, en Mérida. Aquí intentó que la alcaldesa le diera alguna explicación, pero esta entró por la puerta principal solo una vez y ni siquiera le miró, despreciando su lucha justa y desigual, como la de David contra Goliat.

Sin embargo, la huelga de hambre le pasó factura tanto física como psicológicamente, por ello es muy positivo que haya logrado esa comisión de servicio, porque volver a trabajar en esa casa tan oscura y enfermiza como es el ayuntamiento habría supuesto un grave perjuicio para Juan Pedro, como está suponiendo para muchos trabajadores y sus familias, condenadas por el vadillismo que ahora se ha reforzado con dos nuevos “fichajes”, aunque el final está muy cerca.

Juan Pedro Pulido prendió la chispa cuyo recorrido está a punto de llegar al polvorín…Y ¡booooommmmm! ¡Caiga quien caiga!

_____________

Portada: Juan Pedro, en la puerta del ayuntamiento. Su esposa, acompañándole.

Foto 2: Un niño le hizo un regalo el día de Reyes al policía en huelga de hambre.

 

 

Impactos: 0