Press "Enter" to skip to content

Nueva entrega de “El Habla Alburquerqueña”: tarambaina, terreguero, tiritona, trabajera, tramposería, trapicallo, trinsar…

Ya está colgada en la sección CULTURA de esta edición digital la nueva entrega de palabras que se usaban antiguamente en Alburquerque y que ha recopilado nuestro compañero Eugenio López Cano en un arduo trabajo de investigación. En esta ocasión hemos añadido las que empiezan por la letra T. Por ejemplo, tarama, tarambaina, terreguero, tiritona, trabajera o tragaldabas.

Una tayisca es una grieta entre dos piedras, pero también se usaba cuando te quedaba un trozo de carne entre dos muelas. Una mujer que “tira cartas” era aquella a la que le “iba la marcha”. Estás negro como un “tisón”, que era un trozo de carbón que echaba mucho humo al arder (también se le llamaba tufo). “No hagas tramposerías”, se comentaba a alguien que hacía trampas en el juego. Para decir “trae para acá eso” basta con “trapacalo”. Un trapicallo era un resto de algo (también se comentaba para referirse a que alguien iba vestido con cualquier cosa). Trasantié quería decir el día previo a antes de ayer y trevejí (o estrevejí) era un jaleo. Un trinque era un sorbo de vino o de otra bebida, el tueco un hueco en alguna parte y el trullo la cárcel.

Un amigo nuestro decía “no me trinses que me espantas el morao”, para pedir que no le diéramos la lata abrazándolo porque se le pasaba el bienestar de la borrachera.

Impactos: 0