Press "Enter" to skip to content

¿SE PUEDE? HASTA EL CORRAL (Nueva entrega)

Por RAMIRO

Querido nieto. ¡Ay, mamaíta mía, mía, mía! ¿Quién será? Cállate, so retontona, que ya se irá. No me voy, que debajo la cama estoy. ¿Quién será? ¡¡Ramiro!! Tengo el pecado, me falta el pecador. En parte, gracias también a ti, estratega. Necesitaba una aventura, emociones over sentimientos, sentirme Quijote a mi edad, tristemente no protegiendo contra truhanes a doncellas o viudas, ojalá, pero sí a ti, soez adolescente, Portocarrero de pro, poco dado a pensar y sí al ensueño, irremediablemente siempre en plena edad del pavo, cautivado por tu grupo que te ha absorbido los sesos. A vuestro grupo Viva Suecia le ocurre como al habla de aquí, no se le escucha claramente, murmullan diciendo Me pierde ser constante, corre y calla, vuelve pronto, civilízame. Ya me explicarás qué quieren decir. Aquí tampoco se habla claramente, se murmulla por miedo. Y tu madre poniendo buche en verano. Como hija de pinchaculos y no con ancestros trashumantes, como es mi caso. Y que se le ponía rancio. Con arroz porque no hay coles. Tengo la lengua, el rabo y las costillas junto a la campanita; el chorizo, la morcilla y la panceta, en atolladero de tragantera. La experiencia gastronómica, la performance embuchada, la neurociencia llenada con henchidera va por suplicio. Un gaudeamus de tal guisa no es recomendable en julio, y con 43 grados centígrados. Vamos, ni con glasé de gin tonic de jengibre. Gracias doy a Jesús nuestro Señor que no es hoy el homenaje a Jacinto Alcón. Y sin Laderas donde ventosear a gusto, ni bolindres a qué jugar. ¡Qué malito fuiste siempre! ¡Qué pelás te daba! No acertabas con el guá. Es rosa mora que al nacer en nuestro suelo se vistió de cantaora. En un quejío deshojó todo el misterio de la luna por el río. El gran Rafael Farina. A que se le entiende. Que sea yo quien me vaya a una residencia geriátrica, ni por bonita ni por exquisita atención que me presten, allí, entre viejos. No es no, al más puro estilo sanchista. Cuando estorbe tu padre que venda la finca, partimos y buenos cuidos, en mi casita, con patio y macetas que pueda regar, donde al cantar imagine los rasgueos de una guitarra. Que lere lere lerelee… ¡Uy!  Y tú mientras con el chin pun, que si Cómeme el donut, yo vengo con to, te meto un entrecot, yo no compro fo lower tú sí. Te quieres ir ya. Es lo mismo, mucho tiempo escuchando que si el vecindario se cansa y pide un cambio, y por el contrario la realidad demuestra que ni lo uno ni lo otro, historias de cuando las palabras hacen reír o la lengua es más sufrida que el papel. Pa quien le suene: “cuando se siente la democracia de verdad, desde el corazón y desde el alma, hay que repudiar cualquier tipo de represión”, y hasta ayer por la tarde calificando de “gentuza” y “gente de mala calaña”, “fascistas por sus genes”, por simplemente ser militante del PP. Por alegrías, que me invade la tristeza, Dos corazones a un tiempo están puestos en balanza, uno pidiendo justicia, otro pidiendo venganza. Grande, José Monje Cruz. Y ya no vienen cantaores con el festival concurso de Butanos, ni cortadores de jamón, ni los gatos celebran quedadas en febrero. Todo es desconsolado pasado. Plaza de toros, rotonda: “En honor a los jornaleros asesinados en este lugar…, primero (1936), por ¡Viva la República!; segundo (1955), por robar un saco aceitunas, víctimas de la represión fascista”. El presente no existe, y el futuro será intergalactic: aerodrome on Herreruela road, kilometric beach in Carrión, Center of the child as a hangar… Y vendrá Trump a inaugurarlos. Y tú, hijo mío, de intérprete, no traductor, para que todos vean que ya no es como cuando hiciste la primera comunión y lo que más te gustó del sacramento fueron los regalos. Expresándote con soltura, para que vean que no eres mudo y se gastaron los dineros allí donde estuviste, Eton College, eso, que siempre me sale Netol, y esto es un pulimento, pulidas nos dejaron las carteras a tu padre y a mí.

Impactos: 0